Los masajes durante el embarazo son muy beneficiosos

De este modo y, teniendo en cuenta estas precauciones, los masajes durante el embarazo pueden aportar muchas ventajas a la mujer, en este momento de continuos cambios. Así, pueden ayudarle a relajar su cuerpo, mejorar su circulación, así como el sistema linfático, eliminar toxinas, e incluso, calmar el dolor de músculos y articulaciones. También serán útiles para aliviar los dolores de espalda, tan comunes en el embarazo, provocados por malas posturas y también para fortalecer músculos y tejidos. Todo ello hará que la mujer disminuya su nivel de estrés y por tanto pueda descansar más relajadamente. Asimismo, también se optará por realizar masajes en las extremidades inferiores, ya que conforme va creciendo el pequeño, soportan la mayor parte del peso del embarazo. Serán también muy útiles para tonificar la piel, aumentando su elasticidad y previniendo de este modo la aparición de las antiestéticas estrías.

Para lograr calmar y aliviar estas molestias, se recomienda optar por masajes circulares en la zona de la cadera, de similar movimiento en la espalda completa, así como la zona superior de la espalda y los hombros, en las piernas y también masajes de presión en la zona sacra.

Back to Top